Real Valladolid

Luis César exige presión para mantener la racha en Vallecas

Un momento de un entrenamiento del Real Valladolid. / Fran Jiménez

El equipo entrenó en los Anexos en lugar de hacerlo a puerta cerrada en el estadio Zorrilla

MIGUEL A. PINDADO Valladolid

El Real Valladolid prepara a conciencia, una semana más, el partido frente al Rayo Vallecano. El equipo, que tenía previsto trabajar a puerta cerrada en el Estadio Zorrilla, finalmente decidió hacerlo en los Anexos, por lo que solo media docena de despistados aficionados presenciaron el entrenamiento blanquivoleta en una mañana calurosa.

Luis César Sampedro ofreció un entrenamiento en el que la presión sobre el rival es fundamental. La mayoría de los ejercicios fueron encaminados en esa dirección, a la vez que trabajó con la defensa y su colocación en las jugadas a balón parado. Casi para finalizar, dividió a la plantilla en dos equipos, el Real Valladolid y el Rayo, para volver a trabajar la presión a la salida del balón.

El único que faltó al entrenamiento fue el griego Giannotas, convocado por su selección para jugar un par de partido de clasificación para el Mundial Rusia 2018. Al final del mismo, se retiraron Hervías y Anuar, que acusaban algunas molestías físicas y más por precaución que por la gravedad de las mismas, ambos jugadores se fueron a la ducha antes de finalizar por completo el trabajo con sus compañeros.

Fotos

Vídeos