Real Valladolid

Monchi bendice a Gómez

Miguel Ángel Gómez y Monchi, durante la etapa de ambos en el Sevilla.
Miguel Ángel Gómez y Monchi, durante la etapa de ambos en el Sevilla. / Twitter

«Miguel Ángel ha hecho de todo y todo bien», dice el director deportivo de la Roma sobre su exayudante, confirmado como nuevo director general deportivo del Valladolid hasta 2020

ARTURO POSADAValladolid

Miguel Ángel Gómez se convirtió ayer, de manera oficial, en el nuevo director general deportivo del Real Valladolid para las próximas tres temporadas. Gómez resolvió los trámites pendientes para desvincularse del Sevilla y fue confirmado como nuevo responsable blanquivioleta hasta 2020. Será presentado el próximo lunes (12:00 horas) en la sala de prensa de Zorrilla, en una comparecencia donde se detallará la nueva estructura, que incluirá también a Jesús Sánchez Japón y Ángel Luis Catalina, y la opción del vallisoletano Paco González para gestionar el área de ‘big data’.

Hablar de Miguel Ángel Gómez (Hinojosa del Duque, Córdoba, 1975) es imposible sin hacer más de una referencia a Ramón Rodríguez Verdejo ‘Monchi’, el considerado mejor director deportivo del mundo y a cuyas órdenes directas trabajó en el Sevilla durante siete años. El rey Midas de los fichajes puso fin en abril a su dorada etapa en la capital andaluza para dirigir los destinos deportivos de la Roma.

Monchi atendió ayer por la mañana la llamada de este periódico para hablar de su antiguo discípulo y valorar el salto que da ahora como primer espada en la dirección deportiva del Real Valladolid.

«Es una persona con una capacidad de trabajo tremenda», explica Monchi. «Posee una sentido de la organización y la disciplina muy buena. Es un magnífico conocedor del fútbol. Él ha sido una de mis manos, de mis piernas, en estos últimos años. Me he apoyado en él junto con Óscar [Arias], antes con Víctor [Orta] y al principio con Antonio [Fernández]. Miguel Ángel ha hecho de todo y todo lo ha hecho bien».

Monchi lo reclutó para formar parte de la dirección deportiva del Sevilla en el verano de 2010, cuando Gómez entrenaba al equipo juvenil hispalense en División de Honor. Anteriormente, el nuevo director deportivo del Real Valladolid ejerció de informador de rivales a las órdenes de Juande Ramos, aunque su primera experiencia para colaborar en el primer equipo llegó de la mano de Joaquín Caparrós. Gómez llegó al Sevilla en 1997 como miembro del equipo de psicólogos del club.

«Yo soy una persona que ha llegado donde ha llegado a base del trabajo y es de las cosas que más valoro», apunta Monchi. «Miguel Ángel es un tío que no tiene horas, que siempre está dedicado al club y al trabajo», relata su mentor, licenciado en Derecho y con una visión multidisciplinar del fútbol que ha creado escuela.

Cuando se le pregunta si ve algún paralelismo entre su meteórica carrera y el posible futuro de Gómez, Monchi contesta:«No creo que sea ni justo ni necesario. Yo soy Monchi, él es Miguel Ángel. Tiene unas condiciones que yo no tengo y yo tengo algunas que, a lo mejor, él no tiene. Somos distintos. Pero los dos tenemos una virtud: nos gusta mucho este deporte, este trabajo y lo hacemos al cien por cien. Pero no es bueno que comparemos ni le metamos una presión más allá de la capacidad y de la presión que tiene un club como el Real Valladolid».

Monchi conoce el vértigo que supone adquirir la responsabilidad deportiva en un equipo de Segunda División. Él asumió ese papel en el Sevilla en el verano de 2000: al año siguiente el equipo andaluz estaba en Primera y comenzó un vertiginoso crecimiento que le ha llevado a acumular nueve títulos en las últimas doce campañas.

«Creo que Miguel Ángel está capacitado. Ha decidido dar el paso y creo que lo hace porque está convencido. En el Sevilla hubiera estado toda la vida porque es una persona muy valorada en ese club. Si ha dado el paso, es porque está convencido de su capacidad y porque el proyecto le ilusionará», subraya Monchi.

El actual director deportivo de la Roma habla también sobre Jesús Sánchez Japón, exjugador del Real Valladolid entre 2000 y 2005, y miembro de la dirección deportiva del Sevilla los últimos cuatro años que acompañará a Gómez en Zorrilla. «Es un tipo que lleva un tiempo trabajando con nosotros, que se ha especializado mucho en fútbol sudamericano, sobre todo en el fútbol brasileño. Es una pérdida importante para el Sevilla porque es un magnífico ‘scout’», dice Monchi, que no valora el desmantelamiento de la estructura que creó en Nervión. «No te puedo decir porque cada uno tiene sus circunstancias personales. Yo también estoy alejado de aquello».

Por último, Monchi confía en que las cosas le irán bien a Gómez y su nuevo equipo en Valladolid. «Evidentemente, como todo en la vida, se necesita algo de suerte. Pero, como yo siempre digo, el trabajo acorta ese factor. Y creo que Miguel Ángel está capacitado para lograrlo».

Fotos

Vídeos