Real Valladolid

Garitano: «Trabajo para ganar, no pienso en más cosas»

vídeo

/ Ricardo Otazo

  • El técnico admite que el equipo no está cumpliendo los objetivos y quiere volver a la seguridad defensiva

En Zorrilla se detecta cierta tensión contenida. Óscar González pegó un portazo en la portezuela de acceso a los Campos Anexos, cuando ya abandonaba el entrenamiento del viernes y en la plantilla se observan gestos de gravedad. Gaizka Garitano también sabe que el Real Valladolid no está dando la talla y confía en revertir la situación este domingo en Palamós ante el Llagostera. Su continuidad está en juego.

«El grupo es sensacional. Otras veces, cuando las cosas no van como quieres, hay problemas en el vestuario, pero aquí es todo lo contrario. La gente es fenomenal, trabajadora. No tenemos queja. Yo estoy bien, consciente de que no estamos cumpliendo los objetivos marcados desde el principio, pero en estas situaciones saco todavía más optimismo y trabajo si cabe. Estoy con ganas de que la situación mejore», ha apuntado el entrenador blanquivioleta este viernes.

Garitano conoce bien los códigos del fútbol y convive con la presión. «Llevo desde los 14 años en esto. Sé que estoy en un sitio en el que se espera que las cosas vayan mejor. Soy consciente y autocrítico, pero no pienso más que en ganar los partidos y en animar a los chavales. El entrenador se anima solo. Estoy enérgico, fuerte, con ganas de trabajar y de seguir aquí mucho tiempo, pero necesitamos mejores resultados. Tenemos capacidad de mejora».

El entrenador del Real Valladolid no se plantea qué será de su futuro si el equipo cae ante el Llagostera. «Intento trabajar para ganar cada partido y no pienso en más cosas».

Garitano contesta lacónico y rehuyendo la mirada cuando se le pregunta si la dirección deportiva o el presidente le han hablado de una posible destitución si no hay reacción en Palamós. «No», responde.

Gaizka Garitano explica que él tiene «fuerza de serie». «En los buenos momentos y en los malos. Puede ser por falta de otras cosas, pero no por falta de energía y de trabajo. Poca gente me supera en eso».

La descomposición defensiva del equipo en los dos últimos partidos llevará previsiblemente al técnico a volver a su idea original, con una defensa de cuatro y la pareja de mediocentros Leao-Timor en la alineación titular. «El equipo no ha sido consistente en los dos últimos choques y tienes que empezar desde cero. Antes sí éramos consistentes, aunque nos faltaban otras cosas y en estos dos últimos partidos hemos perdido la consistencia. El fútbol empieza por ahí. Comenzaremos desde la primera lección. Esta semana hemos incidido en eso. No vale solo con eso, pero tenemos que crecer a partir de ahí. Es indispensable».