Real Valladolid

El 'play-off' desata la euforia en los Anexos

Mata y Plano fueron los ugadores a los que ,ás fotografías demando la afición. /F.B.
Mata y Plano fueron los ugadores a los que ,ás fotografías demando la afición. / F.B.

Ayer se agotaron las entradas del fondo norte para el encuentro del jueves ante el Sporting, los jugadores fueron aplaudidos en el entrenamiento y hubo colas para fotografiarse con ellos o conseguir un autógrafo

Fernando Bravo
FERNANDO BRAVOValladolid

Han conseguido sacudir el sentimiento por los colores blanquivioleta. Los jugadores que dirige Sergio González, ejecutores de un brillante fin del campeonato regular, en el que han logrado cinco victorias –tres de ellas a domicilio– un empate y dos derrotas con el nuevo entrenador, además de conseguir tres victorias consecutivas por primera vez en más de tres temporadas, afrontan las primeras eliminatorias de la promoción como verdaderos héroes.

El ambiente que ayer se respiraba en los Anexos durante el primer entrenamiento preparatorio del partido del jueves ante el Sporting de Gijón, primer rival de la promoción, así lo evidenció.

Poco después de las 12:00 del mediodía los jugadores, tras concentrarse en el centro del campo, iniciaron el calentamiento entre los aplausos de los aficionados que salpicaron las gradas y el entorno d los Anexos. Las primeras vueltas al campo se convirtieron en una suerte de vuelta al rudo en la que los futbolistas fueron ovacionados.

Colas por una foto

Mata debe de saber ya que salir del Real Valladolid va a ser difícil. Ayer pudo comprobarlo, cuando para abandonar el campo de entrenamiento tuvo que pasar muchos minutos atendiendo a las peticiones de los aficionados que reclamaban una fotografía con el pichichi de la categoría que, además, ostenta el récord de goles en una temporada desde que se juega con 22 equipos. Tanto es el cariño que le tiene la afición pucelana.

Pero no solo fue Mata; Plano, Anuar, Míchel y una larga lista de jugadores ralentizaron su entrada en los vestuarios para poder atender las peticiones de los aficionados. Fotografías, autógrafos o meros saludos se sucedían a la salida de los Anexos donde se acumulaba un buen número de aficionados, muchos de los cuales habían pasado antes por taquilla para retirar entradas para el partido del jueves.

A pesar del ambiente festivo de los Anexos, los jugadores celebraron una sesión de trabajo en la que ensayaron las llegadas a puerta. El ritmo de partidos d esta semana aconsejó una jornada relajad de trabajo, que finalizó sobre las 13:30.

Los jugadores con menos minutos disputados ayer y, sobe todo, los porteros, fueron los que llevaron el peso del entrenamiento, mientras que la mayor parte de los titulares pasaron los últimos minutos observando las evoluciones de los reservas.

Tres lesiones y una sanción

Las únicas ausencias durante la mañana de ayer en los Anexos fueron las de Cotán y Luismi, lesionados. Deivid, que aún está convaleciente de su grave lesión muscular, se ejercitó por su cuenta.

Además de estos tres jugadores, el jueves estará ausente por sanción Míchel, que cumplió ciclo de amarillas al ver la quinta el pasado sábado ante el Osasuna. Míchel, que entrenó con sus compañeros, había sido exculpado, casi elogiado, por el entrenador tras el partido, por la acción que le costó la quinta amarilla: «Esta claro que Míchel es un futbolista muy importante y su presencia en el equipo hace que el juego sea más fluido, pero seguro que encontramos alguna alternativa para presentar un equipo competitivo. Las tarjetas están ahí, le ha tocado a Míchel. Fue una acción en beneficio del equipo –chapó por él– dijo Sergio González, en alusión a su obligada ausencia el jueves.

Hoy los jugadores volverán a entrenar en los Anexos a partir de las 10:30, al igual que el martes y el miércoles. El último entrenamiento, el mismo jueves, será a puerta cerrada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos