La afición del Real Valladolid recibe a los jugadores a su llegada a Vallecas