Excelente actuación

El autor califica de excelente la actuación del colegiado pese a las múltiples decisiones complicadas que hubo de tomar en el Valladolid-Getafe

Los jugadores del Getafe rodean a Munuera Montero tras la toma de una decisión. /R. Gómez
Los jugadores del Getafe rodean a Munuera Montero tras la toma de una decisión. / R. Gómez
JUAN CARLOS ALONSOValladolid

Partido difícil para Munuera Montero en Zorrilla debido a la tensión que ambos equipos mostraron en todas las acciones del juego y la cantidad de decisiones trascendentes que tuvo que tomar. Entendió el encuentro a la perfección a la hora de manejar las sanciones técnicas y disciplinarias que hizo que tuviera un absoluto control sobre los jugadores. Además aplicó muy bien la ventaja en las tres ocasiones que eran un beneficio claro para el equipo que atacaba. Señaló dos penaltis con acierto.

El favorable al Valladolid vino tras golpear Djene el balón con su antebrazo en una posición antinatural cuando estaba bajando la extremidad. El penalti para el Getafe fue por una patada en el gemelo por parte de Plano a un jugador visitante cuando el balón estaba a media altura y el pucelano intentaba despejar. Una de las jugadas claves del encuentro la resolvió gracias a la buena colaboración de su asistente Baena Espejo, que le indicó el manotazo temerario de Olivera en la cara de Plano cuando intentaba proteger el balón. Esta infracción conllevaba la segunda amonestación del visitante. Munuera anuló con justicia dos goles al Pucela por fuera de juego. En el primero, Guardiola está en posición antirreglamentaria en el remate previo al gol de Ünal.

El segundo admitía más dudas. El VAR rectificó la primera decisión de conceder el gol al estar Waldo por delante del balón en el pase de Nacho. En definitiva, sobresaliente actuación del equipo arbitral, en un partido complicado por lo mucho que había en juego y la intensidad que existió en todas las disputas.