Sergi Guardiola: «Decide el míster pero si hay que lanzar el próximo penalti no tengo ningún problema»

Sergi Guardiola descansa en un entrenamiento en los Anexos. /Villamil
Sergi Guardiola descansa en un entrenamiento en los Anexos. / Villamil

El delantero del Real Valladolid asegura que el fútbol son dinámicas, «por qué no va a llegar ese gol contra el Real Madrid y cambiarlo todo»

Luis Miguel de Pablos
LUIS MIGUEL DE PABLOSValladolid

Once partidos lleva en su primer año en Primera y por el momento no ha podido estrenar su cuenta goleadora, antes con el Getafe (5) y ahora con la camiseta del Real Valladolid (6). Una dinámica que Sergi Guardiola espera cambiar lo antes posible. Su adaptación es plena, poco a poco se va a encontrando mejor físicamente y su presencia es cada vez mayor. Solo falta que llegue ese día. ¿Por qué no este domingo? «El fútbol son dinamicas, por qué no contra el Madrid hacemos gol y todo vuelve a cambiar. Es verdad que tienes, no ansiedad, pero sí responsabilidad de hacer gol. Estamos trabajando muy bien y estoy convencido de que va a llegar», ha asegurado el delantero al término del entrenamiento matinal, «con ganas» de que llegue el domingo tras una semana larga de trabajo de que llegue el domingo. «Es un buen día para empezar con un cambio de dinámica, que es lo que necesitamos».

Guardiola asume su fallo en el penalti y lo hace con naturalidad, consciente de que es parte de su trabajo y de que a corto plazo se presentará otra oportunidad de enmendar el error. «Estaba con confianza y por eso pedí tirarlo. Lo fallé y no pasa nada. Asumo esa responsabilidad y me gusta asumirla. Estoy dispuesto a lanzar el próximo. El que decide es el míster pero lo lanzaría otra vez sin ningún tipo de problema», apunta, reconociendo que cada semana va ganando en confianza para aportar más cosas al equipo. «Tengo confianza al cien por cien en mis posibilidades, el gol sí es verdad que te da ese plus pero estoy convencido de que llegará porque me encuentro bien y estamos trabajando muy bien».

Guardiola, que asegura no importarle jugar en un sistema con uno o dos delateros, con otro delantero, señala que su adaptación es plena y que se han acortad los tiempos por el gran ambiente que hay en el vestuario. «Es verdad que me estoy encontrando mucho mejor con el paso de los partidos. La adaptación está siendo más fácil porque el vestuario es muy bueno, y poco a poco estoy cogiendo mi tono físico ideal», ha afirmado, reconociendo que el equipo saca poco provecho a los muchos balones que llegan al área. «Creamos ocasiones de otro tipo, pero es verdad que sacamos muchos centros y tenemos que sacar más ventaja de eso».

Sobre el rival, ha comentado el delantero centro que tiene que importar poco cuál sea su respuesta o el once que saque al campo. «Jugar contra el Real Madrid siempre es complicado, nunca sabes si es buen momento, tenemos que pensar en nosotros mismos y en hacer las cosas bien», ha concluido.