Sergio González: «No queda otra que ponernos tiritas y seguir adelante»

Bordalás saluda a Sergio González antes del comienzo del partido. /Ramón Gómez
Bordalás saluda a Sergio González antes del comienzo del partido. / Ramón Gómez

El técnico del Real Valladolid defiende a Plano de la última jugada que decidió el empate, «a Hugo Duro lo hemos golepeado todos, no solo Óscar; ha estado desacertado en esa acción pero ha hecho un partido sensacional»

Luis Miguel de Pablos
LUIS MIGUEL DE PABLOSValladolid

Sensación de derrota, en un partido en el que se rizó el rizo si es que faltaba algo por rizar esta temporada. Cuando los tres puntos parecían en bandeja de plata se cayeron dos en el último suspiro, en buena parte por méritos propios. Por no matar primero el partido en la cabalgada de Nacho en busca del gol que acabó siendo anulado por el VAR, y en última instancia por un penalti reconocido desde el vestuario cuando quedaban... ¿décimas de segundo?

Al contrario que en ocasiones precedentes en las que se le vio con más ansiedad en sala de prensa, esta vez Sergio González pareció entero y con sensaciones encontradas. ¿Qué tiene que hacer este Valladolid para ganar un partido ?, se le preguntó.

«Pues repetir el partido que hemos hecho hoy, es la única manera de salir de la situación en la que estamos. Creo que hoy no se nos puede reprochar nada. No podemos bajar esta frecuencia porque al final por muchas piedras que haya en el camino, creo que las sacaremos todas», ha asegurado, reconociendo un vestuario hundido, «estamos fastidiado de cabeza pero no queda otra que ponernos tiritas y seguir adelante».

El técnico del Real Valladolid lamentó que, una vez más, el rival se llevara el máximo premio con lo mínimo. «El equipo genera situaciones de gol constantemente, compite, y hoy el Getafe solo ha llegado dos veces a puerta, la del gol y la última del penalti», apuntando que a su equipo no le falta gasolina, «tiene todavía fuerza suficiente en las piernas».

Sobre las jugadas polémicas que resolvió el VAR, ha repartido culpas, también para los suyos, especialmente en el gol de Waldo que pudo significar el 3-1. «Lástima nosotros, es una jugada en la que nosotros tenemos que estar mucho más acertados. Es verdad que Nacho maneja los tiempos de partido y que Waldo parece más acelerado de la cuenta. Es verdad que en el campo parecía que era muy clara, pero la hemos visto y es manifiesta. Hubiera sentenciado el partido», ha explicado.

Sobre los penaltis, apenas quiso emitir una valoración. «No lo sé, la mano creo que es clara. El último hay contacto porque el rival pone la pierna para que haya contacto,... La rabia que tengo es que hemos hecho méritos para llevarnos los tres puntos. En un jugada desafortunada nos quedamos con un punto cuando creo que nos merecíamos los tres».

Sobre los cambios ha explicado que en el de Ünal, «Enes ha pedido cambio porque tenías molestias y no podías más. Ellos estaban con Molina y Mata y lanzando balones arriba y por eso metimos un tercer central. A partir de ahí, si el equipo se ha echado atrás es porque quedaban tres minutos. Igual si no hubiera habido ese saque de banda no se hubiera producido el penalti y es ventajista decir ahora que me equivoqué en los cambios».

Al técnico se le apuntaron las palabras de Bordalás, reconociendo el último penalti y negando el anterior señalado a favor del Valladolid, así como la expulsión, y Sergio González no ha querido entrar. «Sabemos cuál es su forma de ser. Él tiene ese estilo y lo respeto pero las pruebas son evidentes», reconociendo a su vez que nadie les advirtió de que no devolverían el balón en caso de lesión. «No nos lo han advertido pero forma parte de la forma que tienen de interpretar el juego», ha señalado.

Sobre la aportación de Waldo, ha puesto prudencia pese a su buena actuación. «Ha confirmado las expectativas que teníamos de él, no sé si está para darnos ese fútbol los noventa minutos, pero vamos poco a poco y a que sume, no a meterle presión. El equipo se tenía que salvar antes de que llegara y él viene a aportar su granito de arena», ha comentado, defendiendo a un jugador como Óscar Plano por esa última acción. «Cuando uno falla, fallamos todos y cuando acertamos, también. No ha estado acertado pero Óscar ha hecho un partido sensacional. Son situaciones que hay que vivirlas. A Hugo Duro lo hemos golpeado todos, no solo Óscar», ha zanjado.

Al respecto al debate sobre la portería, ha explicado el proceso de decidir cambiar a Masip. «Lo hemos sopesado durante la semana, es una decisión difícil. Yoel ha entrenado muy bien, tiene un nivel muy alto y hemos creído que hacía falta aire fresco. Ha hecho un partido correcto».